KSE 100 Index: principales acciones de la bolsa de Pakistán

El índice es normalmente un número que representa los movimientos en el precio de las acciones de un conjunto de empresas durante un periodo de tiempo. En la Bolsa de Karachi, la ciudad con más habitantes de Pakistán, están presentes las cien empresas con mayor capital del país, pero la peculiaridad de ésta es que para que fuera una imagen más real de la economía de Pakistán, también están incluidas las empresas más grandes de cada sector.

Las diez empresas que más facturan representan alrededor de tres cuartas partes de toda la Bolsa. La mayoría pertenecen al sector energético: petróleo y gas. Así, las subidas y bajadas de estas empresas influirán bastante en el cálculo final del índice.

A finales de 1991, el KSE 100 comenzó a funcionar y eligieron que fuera con una base de 1000 puntos. Tuvo una etapa de crecimiento estable hasta 2007, el asesinato de la que fuera Primera Ministra Benazir Bhutto comenzó la bajada en el valor de las acciones. La recuperación no se hizo esperar y el índice alcanzó la mejor cifra de su historia, sirviendo para que la economía de Pakistán fuera considerada una de las mejores de las emergentes para invertir.

Los precios de las acciones comenzaron a subir (inflación) en el mes de mayo de 2008, resultado de un inesperado aumento en los intereses del Banco Estatal de Pakistán. Los inversores enfadados protestaron en la Bolsa por la bajada del valor de sus acciones. Uno de los peores momentos llegó como consecuencia de la tensión y la inseguridad que tenía el mercado con respecto al gobierno de coalición, el índice llegó a caer un tercio desde la mayor subida de la historia. La dimisión del presidente Pervez Musharraf provocó el crecimiento de un 4%, aunque la alegría no duraría mucho, el Grupo de Crédito Suizo advertía que esta recuperación no se prolongaría porque la inflación estaba fuera de control y la deuda también.

Terminando el verano de este fatídico año, la Bolsa comenzó una estrategia que no ha pasado por alto para los especialistas de economía: el KSE 100 no podía estar por debajo de una cantidad mínima. De esta manera, sólo se podrían comprar acciones y nada de vender.

Desde 2010, el índice ha seguido mejorando y Pakistán ha pasado de ser aspirante, a ocupar el primer puesto entre los emergentes de Asia. En 2013, llega a los 23.000 puntos. Las primeras elecciones en las que los pakistaníes tenían la opción de elegir entre más de un partido para que formara gobierno y la victoria contundente de la Liga Musulmana, consiguió esa cifra récord. Será interesante comprobar cómo el KSE100 va cambiando según los acontecimientos de un país con tanta inestabilidad política.