Cómo ganar dinero por internet con un blog

Superada ya la fase de explosión de mediados de la década de los 2000, cuando uno tenía la impresión de no ser nadie si no estaba en posesión de un blog y no saber cómo ganar dinero por internet, en la actualidad las plataformas de blogs han cedido terreno a otras herramientas de comunicación en la red. Facebook, Twitter, Tumblr o Pinterest son webs en las que, de forma mucho más simplificada, los usuarios han encontrado el modo de comunicar lo mismo mediante menos pasos y con más impacto en su público, es decir, contactos y amigos.

Con todo, hoy en día los blogs en Internet siguen gozando de una salud de hierro, se siguen abriendo nuevas bitácoras constantemente y, quizás el rasgo más llamativo de todos, los medios tradicionales los han implementado en sus páginas web, otorgándoles un espacio privilegiado y, en casos como El País o Huffington Post, prácticamente ilimitado. El que tenga la fortuna de alojar su blog en uno de esos medios no tendrá la preocupación que tienen el 99% de los gestores de bitácoras: ¿Cómo le saco rendimiento económico? ¿Es posible ganar dinero con un blog?
Por ser posible, es posible casi todo en esta vida menos volar y resucitar. Claro que es posible pero, punto número uno y fundamental: sin un contenido de calidad la tarea de monetizar nuestros contenidos no tendrá mucho futuro pues, tarde o temprano, se evidenciará la falta de ese cuidado, ese mimo indispensable que tanto cuesta aportar y cuya ausencia tan bien saben detectar los lectores. Aunque estemos en Internet, el público no es tonto.

El alquiler de espacios publicitarios es una opción ofrecida por las principales plataformas, WordPress y Blogspot de Google. De nuevo y como en prácticamente todos los métodos de monetización, si no se tiene tráfico decente (un mínimo de mil usuarios únicos diarios) apenas generaremos menos de 50 euros mensuales. El servicio más popular es el llamado Google Adsense, aunque tiene la particularidad de que no puedes elegir a los anunciantes, pues es Google la que se encarga de generar los banners publicitarios en función de la información que recibe del visitante a través de las cookies (información de navegación) que éste autoriza a compartir con Google.

Otra herramienta bastante popular y menos independiente del tráfico de usuarios de nuestro blog es el redireccionamiento de afiliados. Consiste en establecer un acuerdo con una empresa que vende un producto para que, cada vez que un lector de tu web visite dicha empresa y realice una compra tras haber pulsado un enlace en tu web, tú, como intermediario, te agencies una pequeña comisión a cambio. También, aunque muy dependiente de la buena voluntad de tus visitantes, existe la opción de insertar un botón de donativos. El servicio que ofrece Paypal (perteneciente a eBay) es el más popular y sencillo de implementar. Basta con registrarse en la web e insertar una imagen con una URL incrustada. Todo aquel que haga clic será enviado a una página en la que podrá abonar la cantidad que desee mediante un pago por tarjeta de crédito.