¿Qué tienen las tabletas para estar tan de moda?

Los ordenadores portátiles supusieron un gran avance hace apenas 15 años. Se podían transportar a cualquier parte con facilidad y evitaban tener que estar en el mismo sitio durante todo el tiempo. Tenía muchas ventajas frente a los ordenadores de mesa porque permitía trabajar con independencia en cualquier lugar. En sus inicios su único inconveniente era el peso. Pesaban más de 8 kilos y transportarlo era una tarea complicada. Con el tiempo comenzaron a hacerlos más ligeros y con más memoria y capacidad. Aunque hay unos nuevos aparatos electrónicos que les están quitando el puesto.

Las tabletas, tablets en inglés, son ordenadores portátiles con un tamaño más grande que un móvil integradas en una pantalla táctil. No necesitan teclado ni ratón y con medidas de entre 7 y 15 pulgadas se pueden realizar todo tipo de actividades. Aunque llevan poco tiempo en el mercado se han convertido en el aparato electrónico que todo el mundo quiere. ¿Qué características tienen para ser tan deseadas? Son pequeñas, táctiles, manejables y muy cómodas de transportar. Ofrecen conexión a Internet a través de Wifi, Bluetooth y puertos USB. En definitiva reúnen las mejores características de los móviles y los ordenadores portátiles y las combinan en un nuevo formato.

Las hay de todos los sistemas operativos disponibles en el mercado. iOs para los fans de Apple, Android, Blackberry o Windows para los que renieguen del sistema de toda la vida. El usuario podrá elegir el que más le convenga en función de sus necesidades. En la actualidad hay decenas de modelos en función de la marca. De lo que se trata es de escoger el que tenga el precio y las características más adecuadas al uso que se le vaya a dar. Su precio oscila entre los 80 y los 500 euros. Un rango muy elevado pero que mejora su calidad cuanto más alto sea su precio.

Las novedades tecnológicas avanzan a un ritmo vertiginoso. Cada día hay más aparatos electrónicos en el mercado para satisfacer todas nuestras necesidades. Por eso debemos estar seguros de escoger los mejores productos sin caer en el consumismo. Los avances nos ayudan a mejorar nuestra calidad de vida. Ya no se necesita un ordenador gigante con su torre en un punto fijo de la casa para utilizar programas informáticos. Ahora con la creación de la tablet tenemos todo lo que necesitamos al alcance de la mano. La única desventaja es que su uso prolongado puede provocar daños a la vista debido a su tamaño reducido.